Viruela símica con mayor presencia con casi dos mil contagios

Redacción Daniel Lee ANCOP

Estamos muy lejos de que la viruela símica se convierta en una pandemia, a pesar de haberse declarado emergencia internacional por la Organización Mundial de la Salud (OMS).


En México, la Secretaría de Salud ha manejado el virus como una epidemia; ya que, de mayo a octubre se han confirmado mil 968 contagios en 31 entidades, de las cuales, destacan en los primeros lugares Ciudad de México, Jalisco y Estado de México.


De acuerdo con las autoridades de Salud, solamente se han registrado dos muertes asociadas al virus; mientras que el 98 por ciento de los casos confirmados son hombres, y a nivel mundial el porcentaje es 99 por ciento.


Si bien, los síntomas de esta infección son fiebre, malestar general, dolores musculares que pueden confundirse con COVID, el factor predominante se manifiesta con erupciones en la piel.


Ricardo Cortés, Director General de Promoción de la Salud, de la SSA, se refirió a la letalidad observada y dijo, “cuántos de los que se enferman mueren, realmente el número es bajísimo. A nivel internacional es de apenas 0.03 por ciento. Aparecen las ronchitas, se convierten en ampollas y estas luego se umbilical, digamos, se les hace un ombliguito en el centro”, dijo.


La viruela símica se transmite principalmente por gotículas respiratorias, contacto directo con sangre, fluidos corporales, lesiones de la piel y objetos contaminados.


Por su parte, Samuel Ponce de León, coordinador del Programa Universitario de Investigación en Salud de la UNAM explicó: “a través de la ropa, la ropa de cama, porque las costras y las lesiones que pueden impregnar la ropa podrían transmitir la infección y en consecuencia hay que mantener una higiene muy intensa.


En México la Secretaría de Salud advirtió de prácticas que pueden incrementar el riesgo de contagio de viruela símica, como: sexo con personas desconocidas, cuartos oscuros o fiestas sexuales. Especialistas coinciden que la corresponsabilidad es lo más importante para evitar la propagación de la viruela símica.

3 visualizaciones