top of page

Persiste reto de eliminar violencia contra las mujeres en el país, destacan en el Senado


  • En conmemoración del “Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer”, senadoras y senadores dan lectura a testimonios de víctimas


En la conmemoración del “Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer”, las y los senadores de la República, de todos los Grupos Parlamentarios, dieron testimonio de diversos casos de violencia y feminicidios sucedidos en el país. La presidenta de la Mesa Directiva del Senado, Ana Lilia Rivera Rivera, señaló que los testimonios de víctimas de violencia tienen el propósito de visibilizar lo que han sufrido las mujeres en México y el mundo, así como de concientizar acerca de la necesidad de eliminar cualquier tipo de violencia hacia ellas. Ana Lilia Rivera dio lectura al testimonio de Mariana Lima Buendía, de quien, el 28 de junio de 2010, encontraron su cuerpo en el domicilio que habitaba con su esposo que era policía ministerial. “La versión de mi marido es que me encontró colgada de una armella e intentó reanimarme, para después llamar al Ministerio Público donde él prestaba sus servicios”. Gracias a la madre de Mariana Lima y al acompañamiento de organizaciones civiles, agregó la legisladora, el caso fue llevado a la Suprema Corte de Justicia de la Nación, y el 25 de marzo de 2015 se emitió una sentencia a su favor y de su madre, y como consecuencia se detuvo a su esposo.

En marzo de este año, puntualizó, se dictó sentencia condenatoria de 70 años de prisión contra su feminicida. “Mi caso sentó las bases para que las muertes violentas en México se investiguen con perspectiva de género”.

La presidenta de la Comisión para la Igualdad de Género, Martha Lucía Micher Camarena, dio testimonio de Digna Ochoa, quien hace 21 años fue encontrada sin vida en su despacho, en la Ciudad de México.

En la primera etapa de la investigación, explicó, se determinó que se suicidó, además de que se omitió en las investigaciones los testimonios de sus familiares, diversas evidencias forenses en los exámenes médicos, así como contradicciones en las pruebas de balística.

“Mi caso fue llevado por mi familia y la organización Grupo de Acción por los Derechos Humanos y la Justicia Social a la Corte Interamericana de Derechos Humanos, la cual resolvió que el Estado mexicano no garantizó mi seguridad personal y mi integridad, así como tampoco el acceso a la verdad y justicia para mi familia”.

El 19 de octubre de 2022, refirió la senadora, el Estado mexicano ofreció una disculpa pública a su persona y a su familia; pero “aún se encuentra pendiente que en un plazo razonable se promueva y continúe con las investigaciones que sean necesarias para determinar las circunstancias de mi muerte y, en su caso, juzgar y eventualmente sancionar a la persona o personas que fueron responsables”.

Por Morena, la senadora Mónica Fernández Balboa expuso el caso de Abril, quien fue asesinada en 2019 y enfrentaba una disputa legal por la custodia de sus hijos con su exesposo Juan Carlos “N”, autor intelectual de su asesinato. A pesar de que fue detenido el feminicida, fue liberado por un juez y huyó a Estados Unidos.

La senadora de Acción Nacional, Gina Andrea Cruz Blackledge, habló sobre el caso de la profesora de inglés, Mónica Citlalli, de 30 años, quien desapareció y seis días después fue encontrada sin vida en la carretera México-Cuernavaca. Fue asesinada por su novio, Alexis “N”, que fue sentenciado por el delito de feminicidio; la madre del victimario y su cómplice están en proceso.

Laura Irais Ballesteros Mancilla, senadora del Movimiento Ciudadano, se pronunció en memoria de Ana María “N”, víctima de feminicidio por su exnovio Allan “N”, quien fue captado por las cámaras de vigilancia saliendo de su departamento, el pasado 12 de septiembre de 2023, y está vinculado a proceso por feminicidio.

Al hacer uso de la palabra, la senadora Claudia Edith Anaya Mota, del PRI, leyó el testimonio de Tomasa, una niña afroamericana de nueve años. “En 2020, mi cuerpo estrangulado y violado fue encontrado en un predio en construcción en el municipio de Cuajinicuilapa, Guerrero, y hasta el momento mi feminicidio sigue impune”.

La senadora Nuvia Mayorga Delgado, del PVEM, rememoró a Juana Daniela, quien salió el 29 de octubre de su casa en la comunidad de San Nicolás Tamascatío, fecha en la que se le reportó como desaparecida. Nueve días después, dijo, su cuerpo fue encontrado con huellas de violencia y quemaduras en un lote baldío de Irapuato, Guanajuato.

La coordinadora de la bancada del PT, Geovanna Bañuelos de la Torre, habló sobre el caso de Gabriela Aline, doctora que fue encontrada inconsciente en su hogar presuntamente por cometer suicidio. Tras realizar las investigaciones, recordó, se confirmó que su pareja sentimental, Antonio “N”, la mató con una sobredosis de cloruro de potasio.

En tanto, la senadora Eunice Renata Romo Molina, del PES, recordó el caso de Ingrid, quien fue asesinada en su casa en la Ciudad de México, en 2020, por su esposo. Lamentablemente, señaló, Ingrid fue revictimizada, cuando las fotos de su cuerpo fueron publicadas en portadas de periódicos.

El senador Juan Manuel Fócil Pérez, del PRD, recordó el caso de Fátima, una niña de siete años que fue privada de su libertad el 11 de febrero de 2020, tras salir de la escuela. La secuestradora permitió que su esposo la violara. Fue encontrada sin vida dentro de una bolsa de basura, en un camino de terracería, su cuerpo presentaba signos de tortura; dicho caso, dijo, está en proceso. 

En tanto, el senador del Grupo Plural, Emilio Álvarez Icaza Longoria, dio lectura al testimonio de Ivana Huato, quien fue encontrada sin vida en el municipio de Cuapiaxtla, Tlaxcala. “Mi agresor fue detenido junto con su madre, ambos viajaban en mi auto, en el cual fui vista por última vez. Mi caso fue reclasificado como feminicidio y mi agresor vinculado a proceso”.

Posteriormente, la presidenta de la Comisión de Justicia, Olga Sánchez Cordero presentó el diagnóstico nacional sobre la armonización legislativa, para garantizar el derecho de las mujeres, niñas y adolescentes a una vida libre de violencia en las 32 entidades federativas.

También dio a conocer el modelo de armonización legislativa para garantizar el derecho de las mujeres, niñas y adolescentes a una vida libre de violencia en México, de conformidad con los estándares internacionales de protección de derechos humanos.

Indicó que el Senado, a través de este modelo de armonización legislativa asume uno de los compromisos del Estado mexicano, frente al Comité para la Eliminación de la Discriminación contra las Mujeres.

Este trabajo, explicó, permite a las senadoras y senadores tener un material de consulta, que permite identificar los avances legislativos garantistas de los derechos humanos de las mujeres en las diversas entidades federativas, así como impulsar las agendas legislativas en los estados.

Para fortalecer la agenda, se desarrollaron 32 diagnósticos, uno por cada entidad, donde se analizaron los avances y retos de cada estado, con propuestas y consideraciones que se presentan como cuestiones a analizar de manera integral.

También dio a conocer que se desarrolló un diagnóstico nacional, con la finalidad de identificar los avances más relevantes en el país y los retos que aún se tiene pendientes en la materia, lo que permite detectar las buenas prácticas que puedan ser replicables.

De la misma forma, agregó, busca acelerar los procesos de reformas integrales en aquellos temas que han quedado rezagados y las homologaciones que permitan prevenir, combatir y dar la misma atención a todas las mujeres víctimas de violencia, sin importar en qué parte del país se encuentran.

Sánchez Cordero expresó que el reto generacional de eliminar la violencia contra las mujeres en nuestro país, sin duda ha registrado avances importantes, “pero hoy sigue siendo una tarea monumental, porque implica desarraigar la cultura patriarcal en nuestra sociedad, y urgente porque cada día que pasa se pierden vidas y se reinician ciclos de violencia”.

0 comentarios

Commenti


bottom of page