Los 10 inventos creados por mujeres

Redacción Daniela Padilla ANCOP

Dicen que detrás de todo gran hombre hay una gran mujer, por lo tanto, hay una mujer detrás de estos grandes inventos.


Katharine Blodgett - Cristales anti reflectantes

Su doctorado en física en la Universidad de Cambridge, la primera mujer en hacerlo, le consiguió un trabajo en una fábrica de General Electric. Junto con el investigador químico Langmuir, realizó experimentos sobre recubrimientos moleculares aplicados al agua, los metales y el vidrio. Estas pruebas permitieron posteriormente la fabricación de cristales anti reflectantes, que se utilizan hoy en día en anteojos, cámaras, telescopios y más.


Amanda Jones - Envasado al vacío

El almacenamiento adecuado de los alimentos para una mejor conservación es algo que los humanos han ideado de muchas maneras a lo largo de la historia: salazón, refrigeración, secado, ahumado y más. Nada supera a la revolución en la invención de la comida enlatada.


Amanda Theodosia Jones fue más allá. En el siglo XIX consiguió eliminar el aire de las latas, inventando así el envasado al vacío, que mejoraba la calidad de los comestibles sin necesidad de cocinarlos previamente. Su invento fue patentado en 1873 con el nombre de "el proceso de Jones".


Bette Nesmith Graham - Típex

Como resultado de su trabajo, Bette Nesmith Graham se dio cuenta de la necesidad de poder corregir pequeños errores en un texto de manera rápida y eficiente. La estadounidense, mecanógrafa de profesión, inventó lo que llamó "Mistake Out" ("Errores Fuera" en su traducción al castellano) en 1956. Luego de que la marca IBM se negara a comercializarlo, decidió venderlo en su casa bajo el nombre Liquid Paper, “Papel líquido”. Esta mezcla de agua y pintura blanca es lo que hoy conocemos como Tipex. 


Ángela Ruiz Robles - Libro electrónico

La única representante española en nuestra lista es Ángela Ruiz Robles, que en 1954 fue pionera en algo que ni siquiera podía imaginar: los libros electrónicos. La docente desarrolló una enciclopedia mecánica destinada a difundir el conocimiento de una manera más interactiva. El libro tenía botones, bobinas, luces y controles deslizantes que ayudaban a mejorar la comodidad y el aprendizaje del estudiante.


Letitia Geer - Jeringa

No hay duda de que las contribuciones de Letitia Geer a la comunidad médica han sido muy valiosas. Si bien antes, se han utilizado otras jeringas más rudimentarias, la innovación de su nuevo modelo fue principalmente que se podía utilizar con una sola mano, lo que facilitaba enormemente el trabajo de un médico. En 1899, la jeringa de esta inventora resolvió el problema de cómo inyectar una sustancia (medicamento o anestésico) en el cuerpo humano.


Mary Anderson - Limpiaparabrisas

Nos gustaría agradecer a esta inventora por uno de los artilugios más prácticos del mundo para un automóvil, algo que hoy en día es de suma importancia, ya que sería casi imposible conducir bajo la lluvia sin su ayuda, estamos hablando de los limpiaparabrisas. El ingenio de esta estadounidense fue tal, que en 1916 todos los autos estaban equipados con un brazo robótico, que era activado por el conductor en la cabina para despejar la vista a través de las ventanas. ¡Incluso los aviones tienen limpiaparabrisas ahora!


Josephine Cochrane - Lavaplatos

A finales del siglo XIX, Josephine Cochrane dio vida a una idea patentada por Joel Houghton en 1850: el lavavajillas. Gracias a los conocimientos mecánicos y de ingeniería de esta norteamericana, que sufría por la integridad de su preciada vajilla china en manos de sus sirvientes, muchos restaurantes desde 1893, y ahora en muchos de nuestros hogares, han podido beneficiarse de estos sistemas automáticos, rápidos y eficientes de lavar platos.


Elizabeth Magie - Monopoly

En Estados Unidos, a principios del siglo XX cualquiera podía ser consciente de los peligros de los grandes monopolios, cada vez más prolíficos en un mundo que se encaminaba hacia el capitalismo. Se trata de lo que Elizabeth Maggie estaba tratando de explicar en 1904, recordando a la gente de una manera divertida, con el juego Monopoly. Desgraciadamente, nunca disfrutó de los beneficios que le hubiera podido dar el gran éxito de su creación. En la década de 1930, Charles Darrow cambió su rostro, cambió algunas de sus reglas y lo bautizó con el nombre de Monopoly por primera vez.


Stephanie Kwolek - Kevlar

La estadounidense Stephanie Kwolek, de descendencia polaca, con buenos talentos científicos y matemáticos, fue recomendada para el departamento de investigación de la empresa textil donde trabajaba. En 1964 descubrió el Kevlar, un componente capaz de producir fibras muy finas, pero extremadamente resistentes para usar en cables, y en la actualidad en chalecos antibalas e incluso en la industria espacial.

8 visualizaciones