top of page

La NASA restablece las comunicaciones con la 'Voyager 2'

Redacción Frida

La NASA ha anunciado un emocionante logro en la exploración espacial al recuperar por completo las comunicaciones con la sonda Voyager 2, que se encuentra a una asombrosa distancia de 19.900 millones de kilómetros de la Tierra. La nave, que es la única que ha llegado al espacio interestelar y ha visitado los planetas Urano y Neptuno, perdió contacto el pasado 21 de julio debido a una desviación de dos grados en su antena causada por una serie de comandos enviados.


Tras el incidente, la Red de Espacio Profundo (DSN) de la NASA no pudo recibir datos ni enviar comandos a la sonda, lo que llevó a un momento de incertidumbre en la misión. Sin embargo, el pasado martes, la DSN detectó una señal extremadamente débil que confirmaba que la Voyager 2 seguía operando y en curso. Aprovechando esta señal, las instalaciones en Camberra, Australia, llevaron a cabo intentos para enviar comandos de reorientación de la antena a la veterana sonda, que fue lanzada desde Cabo Cañaveral el 20 de agosto de 1977.


Los procedimientos de comunicación con la Voyager 2 son extremadamente complejos debido a la enorme distancia que la separa de la Tierra. La instrucción tarda aproximadamente 18,5 horas en llegar a la nave, y luego se requiere un tiempo similar para confirmar la recepción y funcionamiento del comando. Después de una serie de arduos intentos, los esfuerzos han sido exitosos y la comunicación se ha restablecido con éxito.


La sonda Voyager 2 cuenta con una instrumentación valiosa, incluyendo cámaras gran angular y teleobjetivo, espectrómetro de rayos ultravioleta e infrarrojos, radiómetro y detector de luz (fotopolarímetro). Estos instrumentos han proporcionado a los científicos una gran cantidad de datos y conocimientos sobre el espacio interestelar y los planetas exteriores del sistema solar.


La Red de Espacio Profundo, distribuida principalmente en España (Madrid), Estados Unidos y Australia, permite mantener una vigilancia constante sobre las misiones espaciales ubicadas a más de 30.000 kilómetros de distancia de la Tierra. En la actualidad, la DSN cuenta con 10 estaciones en siete países, lo que garantiza una cobertura global para las comunicaciones espaciales.


Cabe destacar que esta no es la primera vez que el complejo recupera comunicaciones perdidas. En agosto de 2016, la NASA restableció el contacto con la nave espacial STEREO-B después de haber perdido la conexión con la sonda el 1 de octubre de 2014.


El restablecimiento de las comunicaciones con la Voyager 2 representa un hito significativo para la NASA y la comunidad científica. Esto abre nuevas oportunidades para continuar recopilando datos e información valiosa sobre el espacio interestelar y seguir explorando los misterios del universo. La sonda Voyager 2 ha sido un símbolo de la tecnología y la perseverancia humana en la exploración espacial, y su reestablecimiento de contacto es motivo de celebración para todos los entusiastas del espacio en todo el mundo.

0 comentarios

Comments


bottom of page