Decidir la adopción de una mascota

Hagamos un: “si se animan, hay varios albergues

que tienen un amigo esperando”

Elisa Hernández I.

Por José Manuel Rueda Smithers


Tremendo eslogan que Elisa propone para una campaña. Cada vez es más importante fortalecer la cultura de la adopción de animales abandonados. La energía que se siente al recibir el cariño de un perro que sabe que podrá vivir una segunda oportunidad, es impresionante.


Lo ideal para quien piensa en adoptar un perro es hacer algún acercamiento previo. Ahora es un poco más complicado ir a los albergues, pero es básico ir en persona y ver qué perritos tienen.


“Puedes hacer una preselección de tres o cuatro y salir a dar un paseo breve con cada uno; ahí te das cuenta con cuál eres más afín. Porque ellos te escogen. Y la verdad, los perros son tan sensibles que si sienten tu cariño, la trillada frase de que los perros adoptados son muy agradecidos, cobra todo el sentido”, dicen quienes saben de esto.


Hay que valorar el nivel de energía, y lo recomendable es que una persona no tan joven no adopte un perro con gran demanda de energía, ya que los paseos son importantes.


Expertos en animales mencionan que otro punto -no menos importante- es pensar, buscar y, lógico, encontrar la raza más adecuada para el espacio y el estilo de vida en el que se brindarán uno y otro.


La comunicación con los perros es bilateral. Las personas deben aprender que la alimentación es parte de la base de la salud, pero no sólo para las mascotas. Aplicar esos conocimientos y los cambios entre perro y persona se hacen evidentes casi de inmediato.


Se nota cuando brota la vitalidad, salud y belleza con el cambio de alimento, forma de vida y, ante todo, con el cariño que se da y se recibe. “El vínculo que logras establecer con tu mascota ¡es lo máximo! Se entienden con la mirada”, dice el veterinario Noel Souza, al comentar la transición, que incluye hasta una dieta 100 por ciento balanceada. Es cosa de practicar todo junto, sentencia.


Concluye con que hay sitios en las redes que hacen ver que todos los perros merecen la oportunidad de vivir “en el mundo que nosotros hemos creado para ello. Por eso, los perros que se encuentran en busca de un hogar necesitan una familia para siempre”.


El portal supercachorros.org menciona que “rescatistas independientes, trabajadores sociales y albergues se unen para crear ideas únicas y llamativas con el fin de promover las adopciones”.


Para entender los momentos de la adopción, explican que un colectivo canino que rema contra corriente a la hora de “conseguir” un dueño, es el de los mestizos.


Sólo por citar un ejemplo, la Asociación Mexicana de Médicos Veterinarios Especialistas en Pequeñas Especies (AMMVEPE) estima que hay alrededor de 30 millones de perros, de los cuales 70 por ciento se encuentra en la calle, porcentaje que crece un 20 por ciento anual. Entre 18 mil y 30 mil sobreviven en las calles de la capital mexicana.


El 94 por ciento de los perros sin hogar pertenecen al grupo de mestizos, sin raza definida. En Costa Rica, la ONG Territorio de zaguates, quiso demostrar que los “chuchos”, como llaman cariñosamente a los perros, en realidad son de raza. No pura, pero sí única. En la campaña ‘Razas únicas’ participaron expertos caninos que descifraron los orígenes de varios perros mestizos sin dueño.


Después de desentrañar su árbol genealógico, cada uno de ellos fue catalogado como ejemplar único de una raza sin igual, fruto de la mezcla de varias.


Si pueden, disfruten el trabajo que realiza Sarolta Bán, fotógrafa húngara que se especializa en el montaje y la manipulación de fotografías de perros. Su idea es promover adopciones por medio de imágenes únicas.


Ella usa las fotos de los perros que buscan hogar y las transforma en obras especiales, en situaciones totalmente utópicas, donde logra un impacto mayor en las personas que buscan un compañero para toda la vida.


Crece, además, el número de cursos virtuales y presenciales para aprender técnicas de entrenamiento y educación con base en la motivación y la confianza. Usan la computadora como herramienta de comunicación y dan asesoría en vivo para resolver dudas y problemas que se presenten.


Sin duda alguna, el apego que se vive durante la evolución del aprendizaje y las interacciones, que se comparten con los perros como seres sociales, no se borrarán nunca, menciona supercachorros.org.


La adopción de animales es un movimiento internacional que cada vez gana más adeptos. No se trata de tener juguetes nuevos que luego serán botados a su suerte. Es una responsabilidad que, a la larga, permite disfrutar de la vida, acompañado de quien sabrá compensar con cariño esa nueva oportunidad.


Hay empresas que, algunas veces al año, organizan "croquetones" para apoyar a albergues, que necesitan mucho de donadores. Conste, la necesidad es mucha…