Días H, diálogos sobre vivencias

Redacción José Manuel Rueda ANCOP

Al ver a las personas no como pacientes, médicos, enfermeras y especialistas, dan un paso más allá en la atención que se brinda en torno de los enfermos de diversos cánceres, fue uno de los temas más sensibles desarrollados en este, el segundo y último día de actividades y conversación de los Días H, organizado por Unidos Pro Trasplante de Médula Ósea.


Otro de los puntos a resaltar es el que especialistas y familiares de personas con cáncer, reiteraron el concepto para que los políticos hagan un verdadero esfuerzo y trabajen en materia de cánceres, y tomen decisiones que verdaderamente ayuden en el día a día a pacientes, a sus familias, a las instituciones, a médicos y especialistas.


“Somos agentes del cambio, así que hagamos que el cambio sea en cada uno de nosotros”, aseguró Paulina Rosales, directora de Unidos Asociación Pro Trasplante de Médula Ósea, al participar en la mesa “Impacto no reconocido en la vida de las personas cuidadoras de los pacientes con cánceres hematológicos”.

Señaló tres grandes retos para alcanzar en apoyo a los cuidadores, personas clave en torno del padecimiento de cáncer. El primero, convencer por un verdadero apoyo dentro de la familia, el que se entienda que es necesario contar con cada uno para salir adelante. El segundo, es tomar en cuenta la necesidad de apoyo emocional hacia los cuidadores, que de un día a otro se convierten en personas 24 siete, en torno del enfermo. Y tercer reto, explicó, entender que existe una gran falta de protección hacia el cuidador.


“Es sumamente importante que se entienda la enorme necesidad de legislar en torno de la cobertura institucional y sobre el apoyo que debe tener un cuidador, pues en muchos de los casos, es un trabajador que de pronto asume ese rol con el enfermo”.


Por ello, manifestó Paulina Rosales, debemos seguir trabajando por contar con una ley general de ayuda al combate contra el cáncer, así como hacer una guía de navegación que ayude a los cuidadores en su día a día. “Debemos empoderar al cuidador, sabemos que el paciente a veces no tiene la fuerza para hacer las cosas, lo que le hace depender de quien está a su lado”.


El diagnóstico sí hace un boom en las familias, que simple y llanamente, no sabemos qué hacer, puntualizó la señora Fabiola Segura, familiar de paciente con Mieloma Múltiple. Platicó que, en un principio, las familias viven una desorganización total, ya que unos estudian, otros trabajan y “otros dejamos de trabajar”, dijo.


En otro momento, Anayeli Hernández, también familiar de un paciente con Mieloma Múltiple, tocó un tema importante que es el de no sentir culpa por una situación así. “Nos enfrentamos a algo muy fuerte, que no es culpa de nadie”, sentenció, y así se debe ver.


“Al escuchar la palabra cáncer, es sinónimo de cambio en la vida; no forzosamente significa muerte, pero sí requiere mucha preparación para hacer distinta la manera de vivir. No es para agradecer, pero me puso los pies en la tierra, convencidos de que lo importante es lo que se tiene en casa”.


En otro orden de ideas, los especialistas participantes en la mesa de “Educación médica, el camino al diagnóstico oportuno”, mostraron su empatía hacia el trabajo que el Instituto de Salud para el bienestar realiza en torno de la capacitación extra aulas, hacia estudiantes y médicos, pues en los últimos meses, fueron mil 200 personas que terminaron curso de actualización.

La Doctora Yesenia Romero, del INSABI, explicó que gracias a las alianzas con instituciones y organizaciones, los estudiantes se ven incentivados para realizar estos cursos que les permiten blindaje para sus certificaciones.


Los cursos son en línea, y gratuitos, y explicó que a tan solo 27 horas de haberse abierto la convocatoria para nuevo curso, se llenó de solicitantes, lo que sin duda, es una gran noticia.

Finalmente, en la mesa de “El futuro del manejo de los cánceres hematológicos”, se recalcó que en México, cada paciente es diferente, y por ello, la capacitación a los médicos generales es primordial, para hacer un diagnóstico rápido y evitar que un paciente en ocasiones tenga que pasar hasta por ocho procesos diferentes, para conocer su realidad.


Con eso concluyeron los trabajos de los Días H, abordando particularidades de la atención y el tratamiento integral, y entre cuyos objetivos está el subrayar la necesidad de promover la educación continua del personal de salud y sentar las bases de un acuerdo que contribuya al diagnóstico temprano de cánceres hematológicos en el país, en la aspiración de un sistema de salud universal, efectivo, equitativo y de calidad.

6 visualizaciones