top of page

Claudia Sheinbaum mantiene firme su liderazgo en las encuestas para la candidatura presidencial de

Morena

Redactor: Joel Charles

La exjefa de gobierno de la capital continúa liderando las preferencias frente a Marcelo Ebrard en la carrera por reemplazar a López Obrador en las elecciones del próximo año.


Claudia Sheinbaum, la exjefa de gobierno de la Ciudad de México, mantiene un liderazgo sólido en las encuestas para la candidatura presidencial de Morena y su coalición, según muestran datos recopilados de las principales casas encuestadoras del país. A pesar de un período de campaña de casi dos meses, el margen de ventaja que Sheinbaum tenía al inicio se ha mantenido constante, consolidando su posición como la favorita en la carrera para reemplazar al actual presidente, Andrés Manuel López Obrador, en las elecciones del próximo año.


Desde el inicio de la contienda, Claudia Sheinbaum ha mantenido una ventaja significativa sobre su principal contendiente, Marcelo Ebrard. En un ejercicio previo a las campañas, realizado por El Pais México, entre el 29% y el 41% de la población prefería a Sheinbaum como candidata de Morena-Verde-PT para la presidencia de la República. Por su parte, Ebrard oscilaba entre el 18% y el 29%. Estas cifras han experimentado cambios mínimos a lo largo de los últimos meses, con Sheinbaum manteniendo su rango entre el 28% y el 41%, y Ebrard entre el 18% y el 34%, dentro de márgenes de error aceptables.


Es importante destacar que, a excepción de una encuesta que pone a Ebrard por encima de Sheinbaum (una encuesta que Ebrard ha difundido desde su cuenta de Twitter), todas las demás estimaciones la colocan en la primera posición. En el caso de las encuestas que han realizado mediciones consistentes a lo largo del tiempo, Sheinbaum nunca se acerca al límite inferior de las estimaciones de Ebrard.


Los otros candidatos en la contienda, como Ricardo Monreal, Adán Augusto López, y Fernández Noroña, se encuentran significativamente rezagados, sin llegar siquiera al 18% que marca el respaldo a Ebrard. Esto subraya aún más la naturaleza de esta contienda como una competencia principalmente entre Sheinbaum y Ebrard.


La pregunta directa sobre a quién prefieren como candidato(a) de Morena-Verde-PT para Presidente de la República se ha convertido en un factor decisivo, con un peso del 75% en el cuestionario de las encuestas. La ventaja sostenida de Sheinbaum en esta pregunta podría ser suficiente para asegurar su candidatura. Sin embargo, el 25% restante del cuestionario, que evalúa atributos clave de los candidatos, también favorece a Sheinbaum. En las últimas mediciones, los encuestados la perciben como la candidata más honesta, comprometida con la agenda de las mujeres, cercana a la gente y como la que más cumple lo que promete.


Estas tendencias se han mantenido constantes desde el inicio de la contienda, con la única excepción siendo la percepción de conocimiento del país, donde Ebrard mantiene una ventaja debido a su mayor experiencia en el plano nacional. Sin embargo, en todas las demás dimensiones, Sheinbaum lidera de manera consistente.


La capacidad de representar el legado de la "4T" (la Cuarta Transformación, el movimiento político de López Obrador) también ha sido evaluada en algunas encuestas, y Sheinbaum lidera en este aspecto. Esto es relevante dado el alto nivel de aprobación que López Obrador todavía disfruta entre sus exvotantes, que constituyen una parte fundamental de la base de Morena. Si una candidatura se percibe como más alineada con la plataforma política popular, podría tener ventaja en la carrera por heredar su liderazgo.


0 comentarios
bottom of page