top of page

Beber una copa de vino diaria puede ser beneficioso para la salud, pero con moderación



El consumo diario de una copa de vino ha generado bastantes dudas entre la población respecto a si es benéfico o dañino para la salud. Sin embargo, investigaciones coinciden en que, con moderación, esta bebida puede tener efectos positivos en el organismo.


Según la doctora Guadalupe Bay, responsable del Grupo de Trabajo de Endocrinología y Nutrición de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), el vino contiene resveratrol, un compuesto que se encuentra en la piel de las uvas tintas y que "retrasa el envejecimiento, siempre con un consumo moderado, y parece según estudios recientes que podría ser una de las causas de la longevidad".


Además, el vino es rico en polifenoles, antioxidantes que ayudan a mantener en forma los vasos sanguíneos al evitar la formación de coágulos, además de ayudar en la reducción del colesterol malo.


El vino tinto también es rico en vitamina E, la cual ayuda a limpiar la sangre y los vasos sanguíneos, protegiendo nuestra salud cardiovascular. Además, es capaz de bloquear el crecimiento de las células responsables del cáncer de mama o pulmón.


Sin embargo, es importante señalar que los beneficios del vino solo se observan cuando se consume con moderación. La recomendación general es no superar las 150 mililitros (unas 5 onzas) al día para las mujeres y 300 mililitros (unas 10 onzas) para los hombres.


El consumo excesivo de vino puede tener efectos negativos en la salud, como el aumento del riesgo de hipertensión, accidentes cerebrovasculares, cáncer y problemas hepáticos.


Por lo tanto, si decides beber vino, hazlo de forma responsable y en cantidades moderadas.

0 comentarios

Comentários


bottom of page