Apoyemos a las futuras generaciones

NOTA

Redacción: Melissa Ponce ANCOP

Muchos jóvenes temen por su futuro, ya que no todos cuentan con las mismas posibilidades debido a que no se les brindan las mismas oportunidades.


El titular del Seminario de Investigación en Juventud (SIJ) de la Universidad Autónoma de México (UNAM), José Pérez Islas, propuso procesos horizontales y te vamos a explicar de qué se trata.


Patricia Dávila Aranda, quien es la secretaria de Desarrollo Institucional de la UNAM, mencionó que existe un seminario dedicado a la vinculación de los esfuerzos institucionales sobre la investigación de jóvenes.


A lo largo del año se realizan foros especiales para jóvenes, hace unos días se presentó el foro “Persistencias y emergencias de las desigualdades en las nuevas

generaciones de América Latina y El Caribe” y estos foros son de suma importancia para la UNAM porque es razón de ser de los jóvenes.


Como se mencionó anteriormente muchos jóvenes están enfrentando de diferentes maneras tres retos que les impiden salir adelantes y esos son: la violencia, permanencia educativa y falta de oportunidades laborales. Debido a esto ellos se ven obligados a tomar decisiones que a veces no suelen ser las más adecuadas.


El término “juvenicidio” surge debido a que no son lo que el mundo adulto quiere que sean y se mude con sus propios parámetros. Por ello se están buscando formas de que se reconozca la voz de estos jóvenes y que se refuerce su visibilización, se debe de tomar en cuenta cómo se puede escuchar a estos jóvenes y ayudarlos.


Se cree que los jóvenes son muy apáticos en muchos temas, pero las verdad es que los jóvenes manifiestan sus pensamientos de formas muy distintas, esto lo declaró Juan Romero, quien es académico de la Universidad de la República en Uruguay “toda esa generación de conflicto y malestar, es resultado de décadas de desigualdad, y ahí están los casos de Colombia, Brasil, Argentina y Chile”.


Saber que se está pensando en las futuras generaciones para que tengan un mejor futuro es muy agradable, ya que no siempre se les apoya y mucho menos ahora que se presentó la pandemia del Covid-19 a muchos se les cerraron las puertas porque fue imposible que se desarrollarán más en lo que les gusta hacer.

11 visualizaciones